Buscar

El Luchador (The Wrestler) Santa Cruz De Tenerife Canarias

Aqui encontrará una crítica de la película que marcó el triunfal regreso del actor Mickey Rourke, "El Luchador" (The Wrestler) del director Darren Aronofsky...

Compañías Locales

Cinecritic no promueven las compañías que aparecen en este sitio.Más Información
YELMO CINEPLEX
922 207 591
Av. la Salle, S/N
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
RAUL HERNANDEZ PEREZ
922 201 741
Av. Venezuela, 30
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
GRUPO TEATRAL ANGEL GUIMERA
922 210 000
Av. San Sebastián, 3
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
VOLCANO INTERNATIONAL PRODUCTIONS S.L.
922 285 160
Dr. Marañón, 1
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
PRODUCTORA INTEGRAL MULTIMEDIA S.L.
922 595 372
Agustín Espinosa García, 14
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
LUNA LLENA PRODUCCIONES S.L.
922 272 950
Gral. Serrano, 40
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
CINE RENOIR PRICE
922 289 459
Salamanca, 16
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
DISCO VIDEO TENERIFE S.L.
922 202 107
Panamá, 32
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
TEMPLARIO
922 219 078
Timanfaya, 1
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 
HIGH VOLTAGE S.L.
922 505 094
Calle Neptuno, 5 - bajo
Santa Cruz De Tenerife, Canarias
 

El Luchador (The Wrestler)


Estados Unidos, 2009
Dirección: Darren Aronofsky
Guión: Robert Siegel
Intérpretes: Mickey Rourke, Marisa Tomei, Evan Rachel Wood, Mark Margolis
Duración: 1h45
Fecha de estreno: 18 de febrero de 2009

Nota Cinecritic
Buena
 
   
El Luchador es el último film de Darren Aronofsky, protagonizado por Mickey Rourke en el papel de Randy Robinson, alias Ram. La primera imagen que se toma de Ram, lo muestra sentado en un aula esperando la salida a su espectáculo ya envejecido. En ese plano la anticipación del desarrollo del film es notable, porque la fotografía propuesta para deteriorar la definición de la imagen, la cámara baja espiándolo con profundidad en el campo y la postura del que alguna vez fue un "héroe", marca el dramatismo que acompaña el interior del personaje todo el tiempo. Sin embargo, esta propuesta no sólo resalta la caída de aquél, sino que además sugiere cierta estética documentalista, que nos hace ver esa cámara desde los propios ojos del autor.
Un autor que, en este caso, rompe ciertamente con la estética que hasta el 2006  podemos apreciar en su obra. Si tanto en Pi, fe en el caos, Réquiem para un sueño o La fuente de la vida, utilizó plano general- primer plano con el fin de potenciar el vértigo de los rápidos cortes, en E...

Pulse aquí para continuar leyendo el artículo de Cinecritic.biz